La web sobre la Enfermedad Celíaca. Consejos y recursos útiles para celiacos

En esta sección, voy a tratar de explicaros y responderos lo mejor posible a la famosa pregunta que todos nos hacemos: ¿Por qué no existen ayudas económicas para la adquisición de productos específicos sin gluten?.

Ésta es la pregunta del millón, ya que por desgracia el valor de los productos específicos sin gluten, como puede ser el pan, la pasta, la harina, bollería, etc, triplica, y hasta cuadriplica, el precio normal de sus homólogos con gluten, y en España, desgraciadamente no tenemos ayudas a nivel estatal para la adquisición de éstos productos.

Ayudas económicas

La razón fundamental de que los precios de los alimentos sin gluten sean tan exagerados, es pura economía, la Ley de la Oferta y la Demanda del Mercado. A mayor número de consumidores, más económicos los productos. A menor número de consumidores, como es el colectivo celíaco, justo todo lo contrario, más caros serán los productos, ya que van dirigidos hacia una minoría y sale muy caro elaborarlos. La única forma de que se abarataran sería que cada vez hubiera más celíacos, o más personas que padecieran algún otro trastorno relacionado con el gluten, y se disparara con ello, el número de consumidores, la demanda en definitiva, lo que implicaría en ese caso, una reducción de los precios, pero, mientras que eso no suceda, todo seguirá igual, y es que, al fin y al cabo, el colectivo celíaco, y todos aquellos, que padecen algún trastorno por el gluten, o intolerancias y/o alergias en general, que necesiten por ello, unos productos dietéticos específicos, sin determinados alérgenos, no dejan de ser un negocio más, para las empresas que se dedican a elaborar productos específicos sin gluten, o sin otros alérgenos, y toda empresa, sea de la índole que sea, siempre lo que busca, es su beneficio económico, por encima de todo, algo totalmente lícito por supuesto, porque nadie que emprende un negocio, lo hace para perder dinero y arruinarse desde luego.

Añadido a éste beneficio, del propio fabricante/empresa, que elabora los productos, se le añade, el beneficio que quiera conseguir el supermercado, o establecimiento alimentario, en donde se vaya a adquirir el producto, finalmente, por parte del consumidor, y en éste último escalón, uno se encuentra con una escala de precios muy dispar, de modo y manera que a lo mejor en un supermercado el producto X tiene un precio de 3,40 euros, y ese mismo producto X, en otro establecimiento, tiene un precio de 5 euros. Es decir, que el problema de que el precio de los productos sin gluten sea tan elevado, como se ve, es por causa de varios factores.

La tortuga celíaca

En otro orden de cosas, y para seguir, explicando más éste tema tan importante, para todos aquellos que necesitamos seguir una Dieta Sin Gluten, porque nuestra salud depende de ello, preguntado al Ministerio de Sanidad, a través de queja interpuesta, al Defensor del Pueblo Español, por ésta que escribe, en lo que se refiere a la financiación, o cofinanciación de alimentos sin gluten, por el exagerado precio de los mismos, se me informó ya en el pasado, concretamente en el año 2008, de que:

“ El Comité Asesor para prestaciones con productos dietéticos, integrado por representantes de las Comunidades Autónomas, había estudiado en diversas ocasiones, la cuestión relativa a los productos para personas celíacas, acordando en todas ellas, no financiar los productos sin gluten, con fundamento en que no cumplen los criterios para formar parte de la financiación de productos dietéticos, dado que existen alimentos de consumo ordinario, y alternativos, para la adecuada nutrición de éstos pacientes, Se añadía también que, a diferencia de los productos dietéticos utilizados para las patologías, que dan lugar a los tratamientos dietoterápicos complejos, o a la nutrición enteral (nutrición artificial vía sonda) domiciliaria, los productos sin gluten, no son de venta exclusiva en farmacias, sino que pueden adquirirse en establecimientos generales, de modo similar, a lo que acaece con los productos, para personas con DIABETES o HIPERCOLESTEROLEMIA, por ejemplo. Lo que no permitiría su prescripción, mediante documentos similares a la receta médica, como ocurre en el caso de las prestaciones con productos dietéticos.

Piramide nutricional

En ésta línea de exposición, la Administración sanitaria señaló, que el referido Comité, consideró que el uso de los productos, a los que se viene haciendo referencia, sólo suponen un coste adicional relevante, en determinados casos, fundamentalmente en familias con varios afectados, y de recursos económicos limitados, estimando que se trata de un problema, en éste caso, de índole social, no sanitario, circunstancia por la que se dio traslado, al Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, a fin de valorar la posibilidad de conceder ayudas sociales.

 Por su parte, el Ministerio con competencia en materia de asuntos sociales, Familias y Discapacidad, consideran que el establecimiento de programas, y de subvenciones específicas, para los enfermos celíacos, exceden del ámbito competencial del Departamento.

 Además,  Otra posible vía, planteada por la Unión de Celiacos de España, en el año 2010, (no confundir con FACE, Federación de Asociaciones de Celíacos de España), fue la de considerar la celiaquía, como discapacidad/minusvalía. El enfermo celiaco, sería calificado con un grado de discapacidad o minusvalía, que le aportaría una disminución de la presión fiscal, como alternativa a la financiación por los servicios de salud. Sin embargo, ciertos grupos del colectivo de celiacos, no han sido partidarios de esta modalidad, que, sin embargo, si ha sido explorada por otros como la Unión de Celiacos de España.”

 Bien, toda ésta información que acabo de exponer aquí, aunque sea de aquellos años, entre el 2008 y 2010, a día de hoy, sigue siendo la misma, porque en nada ha cambiado, la situación de las ayudas económicas, al respecto.

Muchos creen erróneamente que es culpa del partido que esté gobernando, pero no se dan cuenta, de que ésta situación, ha existido siempre, gobernara el partido que gobernara.

Nosotros tenemos un grave problema, y el grave problema para empezar, es que no solo somos nosotros los que necesitaríamos ayudas, sino que también hay otros grupos, otros colectivos, con los que por cierto, me solidarizo, como  alérgicos, intolerantes, diabéticos, metabólicos, quienes padecen de hipercolesterolemia, etc… que también necesitan comprar unos alimentos dietéticos especiales, que son también elevados de precio, y el problema, es que si a nosotros nos conceden ayudas, se las tendrían que conceder a TODOS, porque de lo contrario sería una discriminación, aunque ya estamos discriminados todos en verdad, pagando lo que pagamos, y el problema lo tenemos todos quienes estamos en ésta situación, porque para Sanidad sería abrir una “caja de Pandora o caja de los Truenos”, que prefiere, sin duda alguna no abrir, como queda patente. Entonces ¿qué hace Sanidad?, trasladar el problema o “pasar la pelota”, al Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales, porque ahí es dónde se trata el tema de las ayudas sociales, pero ¡¡Oh sorpresa!!, dicen que lo nuestro excede de su competencia ¡¡caramba!!, y ahí se queda la pelota, parada, como siempre, porque ¿de quién es competencia entonces?. Que yo sepa, todos quienes padecemos unas dolencias o patologías determinadas, somos competencia del Ministerio de Sanidad, y desde ahí, se tienen que dirigir al resto. Otra cosa, es que lo quieran hacer, que está claro, no quieren.

El otro grave problema que tenemos todos quienes necesitamos alimentos dietéticos, es que efectivamente son alimentos ordinarios, no son específicamente “medicamentos que sirven de alimento”, aunque nos lo pueda parecer así, en verdad no lo son. Son nuestra “medicina”, pero no son “medicamentos”, en comparación con los preparados químicos nutricionales de laboratorio, que por ejemplo, se tienen que introducir por sonda, y como dicen, esos sí están subvencionados, igual que están subvencionados, otros medicamentos, que nosotros pudiéramos necesitar, como por ejemplo, vitaminas si tenemos anemia por malabsorción.

Sanidad lo que nos dice es: “tú si quieres, puedes comer muchos alimentos exentos de gluten en su naturaleza. Tienes muchas variedades de harinas de cereales naturales sin gluten a tu disposición, para hacerte muchas cosas con ellas, y a un precio asequible o normal, pero éstos pacientes no tienen ningún sustitutivo. Yo no puedo “prescribirte”,  un alimento específico sin gluten, que realiza un fabricante, yo lo que te prescribo es que hagas una dieta, la “dieta sin gluten”, y tienes muchos alimentos naturales sin gluten a tu disposición, a precio normal”, y además dice “¿por qué voy a tener que pagarte yo, el exceso de precio que los fabricantes y supermercados te ponen?, pídeles a ellos explicaciones y no a mí”. 

Triki

¿Os estáis dando cuenta del problema que tenemos, y de que la lucha es muy difícil verdad?,  pero, hasta la gota de agua más débil, consigue erosionar la roca más dura, a base de persistir y persistir en el tiempo, y eso, es lo que tenemos que seguir haciendo nosotros.

Con respecto a obtener ayudas, para quienes puedan o quieran solicitar una Discapacidad por la Enfermedad Celíaca, tenéis toda la información en ésta web, en el siguiente ENLACE, Ya que éste tema, interesa y mucho, a todos, a juzgar por la popularidad en visitas que tiene  dentro de ésta página. . Me sorprendió tremendamente leer, que haya grupos de celíacos, que niegan a los que quieren explorar esa posibilidad, el poder hacerlo, ya que sería una opción voluntaria, para quien la quisiera conseguir, no obligando a nadie que no la quisiera pedir, y ya bastantes discriminaciones tenemos encima, como para además, discriminarnos entre nosotros mismos. No me parece correcto en absoluto, aparte de que además es algo privado de cada uno el solicitarla, y si es concedida nadie va a ir por la calle con un cartel que diga “me han concedido una discapacidad”, quien la tenga lo dirá a quienes quiera, o a nadie si así lo estimara, siendo totalmente secreto para el solicitante. 

Mientras tanto, y en todos estos años, lo único que hemos podido conseguir en España, entre todos, en éste tema, ha sido lo siguiente:

Aplicación del tipo de IVA superreducido (4%), al pan y harinas sin gluten, que son los productos de primera necesidad.

dia mundial pan sin glutenLos celiacos, en España, pagan el mismo IVA, al comprar el pan común y harina,  que el resto de ciudadanos, el 4%.

La decisión llegó en el año 2012, tras considerarse el pan y la harina, sin gluten, como alimentos básicos para los celíacos, por lo que se les aplica, el IVA superreducido.

 Sin embargo, al pan especial, biscotes, colines, pan de molde o pan rallado, se les aplicará el 10% de IVA, contengan o no gluten, al igual que al resto de ciudadanos también, ya que no son considerados, productos de primera necesidad, en ningún caso, sino  productos de “lujo”. Es decir, que se puede vivir sin ellos, se padezca o no, cualquier trastorno relacionado con el gluten, porque las necesidades nutricionales, ya se cubren con el pan común y la harina, y con ésta última, a su vez, se pueden elaborar, muchos productos específicos sin gluten, de bollería-panadería, en nuestras propias casas, sin necesidad de ir a comprar productos específicos sin gluten ya elaborados, a la estantería del supermercado. Por eso se les denomina así, “de más lujo”, y no de “primera necesidad”.

 La legislación dice lo siguiente:

dia mundial pan barra sin glutenLa Dirección General de Tributos en consulta nº V2236-12, de 20 de noviembre de 2012, modifica el criterio mantenido en anteriores consultas para extender la aplicación, del tipo del 4%, a los siguientes productos alimenticios, aptos para personas con intolerancia al gluten:

Pan común (incluido el pan bregado, de miga dura y el pan de flama o miga blanda), masa de pan común congelada y pan común congelado, destinado exclusivamente a la elaboración del pan común, cuando dichos productos hayan sido objeto de un tratamiento especial para reducir el contenido de gluten de uno o varios de sus ingredientes que contienen gluten o cuyos ingredientes con gluten hayan sido sustituidos por otros ingredientes exentos de gluten de forma natural y que se comercialicen con la indicación de “contenido muy reducido de gluten” o “exentos de gluten” en los términos a que se refiere el Reglamento (CE) Nº 41/2009.

Anteriormente este tipo de pan era considerado pan especial tributando al 10%

Harinas panificables que hayan sido objeto de un tratamiento especial para reducir el contenido de gluten de uno o varios de sus ingredientes, que contienen gluten o cuyos ingredientes con gluten, hayan sido sustituidos, por otros ingredientes exentos de gluten de forma natural que, objetivamente consideradas, puedan utilizarse en la elaboración de cualquier tipo de pan adecuado para las personas con intolerancia al gluten.

Creo, sinceramente, que aquí es donde más deberíamos de incidir, y deberíamos de hacerlo, pidiendo IVA superreducido, a otros tres productos básicos más para nosotros, que menos que :

– Pasta

– Cereales de desayuno

– Galletas

Que tributan al 10% para todos los ciudadanos, incluidos nosotros claro, porque no se consideran de primera necesidad, pero es que todos los ciudadanos, no pagan el triple por sus productos, y nosotros sí. Es de Justicia ésto como mínimo. Es un impuesto del propio Estado, que puede reducirlo, a colectivos con necesidades dietéticas especiales debido a su salud,  como el nuestro, perfectamente. Ya que parece ser, es imposible, o prácticamente imposible, como se puede leer en líneas anteriores, ir por la vía de que se incluyan nuestros productos dentro del rango de Productos con Prestaciones Dietoterápicas, al no ser medicamentos.

Pedir ésta reducción del IVA, en más productos muy básicos para nosotros, (no estoy hablando de palmeras, de golosinas, o de donuts..etc.), que los considerados para todos, de “primera necesidad”, no es pedir “la luna” ni muchísimo menos, es nuestro derecho. Y yo, lo estoy pidiendo ya, desde éstas líneas.

Para terminar quiero dejar una tabla comparativa de las Ayudas que reciben los celíacos en el resto de Europa que podéis utilizar como mejor estiméis, al igual que todo lo que aquí he querido exponeros. Gracias por todo.

Ayudas economicas de dieta sin gluten en Europa

volver logo maiz celiaconline

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *