Hola compis, retomo mi actividad por aquí, después de este descanso que necesitaba, para poder “recargar las pilas” que falta me hacía, y comenzar “el nuevo curso”, otra vez con ganas e ilusión :-).

Para comenzar, se me ha ocurrido volver, a lo que tanto me gusta hacer, y eso es algo que se salga un poco “fuera de lo normal”, en este caso, y desde mi óptica,  es difundir la Enfermedad Celíaca, utilizando a diferentes personajes famosos, de comic, cuentos de hadas, o dibujos animados, porque entiendo, o considero, que la mayoría de veces una imagen vale más que mil palabras, y que lo que “entra por los ojos”, de forma instántanea, ahí se queda grabado en nuestras retinas.

Como hiciera en otras ocasiones con otros personajes, como por ejemplo, Pinocho, Blancanieves, El Principito, Triki, el Monstruo de las Galletas, Mafalda, y los Personajes de Barrio Sésamo, ahora le toca la ocasión a los archiconocidos Pitufos, esos seres azules diminutos, que nos conquistaron a través de la pequeña pantalla, hace ya unos cuantos años, y que todavía muy recientemente, se han hecho dos películas para el cine,  ya con la tecnología de animación en 3D.

Este verano, uno de mis sobrinos me dijo tras leer Un sueño celíaco, (mi propio cuento sobre la Celiaquia), “Tía, que bonito todo, me ha encantado y te entiendo mucho mejor ahora, y ¿sabes?, algunos dibujos de los que has hecho, me recuerdan a los pitufos, ¿te gustaban de pequeña?”, y yo “siii, me gustaban mucho, y hasta los coleccionaba de goma, cada domingo, me compraba uno mi padre en el kiosco, y tengo unas cuantas figuritas aún de recuerdo”, y claro, después de ese comentario,  me quedé pensando, y me dije, pues voy a hacer un diseño en que los pitufos fueran celíacos, con lo cual, les cambio el color azul, a color amarillento como el maiz. Su ropa blanca, la transformo en verde, como las hojas de la planta del maiz, y sus casitas, en vez de ser hongos, serán mazorcas de maiz, al igual que las que dibujé, en Un sueño celíaco.

Dicho y hecho, el resultado creo que es verdaderamente vistoso y divertido. He disfrutado muchísimo haciéndolo, que cantidad de buenos recuerdos de mi infancia, me ha traído. Aquí lo tenéis, podéis pinchar en la imagen para verlo en grande y guardar la imagen si queréis:

pitufos celiacos

De izquierda a derecha:

Pitufina – Con el pelo ondulado rosa largo, y pestañas largas tiene la habilidad de cautivar a cualquier pitufo. Es la única celiaquita fémina de la aldea. Todos los pitufos están enamorados de ella. Todos los pitufos son sus amigos, pero como todos tienen un mejor amigo, en el caso de ella, este es Vanidoso (Pitufina es muy guapa pero algo vanidosa, por eso tiene una gran amistad con aquel).

Pitufo Cocinero – Es el cocinero de la villa. Conoce docenas de recetas sin gluten y cocina muchos platos riquísimos. Los pitufos son básicamente vegetarianos, porque no comen nunca carne, si bien sí consumen huevos. Siempre porta su sombrero de cocinero.

Pitufo Gruñón –  Es el cascarrabias del pueblo de los pitufos. Su frase podría decirse es cambiante: en la serie es “odio (algo o a alguien)”, mientras que en el cómic es “a mí no me gustan (algo o alguien)”. Como celíaco que es, una de sus frases favoritas es, “Odio el gluten”.  Normalmente lleva el ceño fruncido y los brazos cruzados. No tiene muchos amigos, le desagrada todo, pero no significa que sea malo. Le gusta Pitufina. A pesar de todo, tiene un gran corazón. Odia a Filósofo. Nunca le demuestra afecto a nadie de ningún modo, aunque realmente quiere a todos los pitufos.

Papá Pitufo – Es el líder de los Pitufos, y se distingue por su vestimenta malva (color de la sabiduría) y su barba blanca.Es un personaje al que todos consultan cuando las cosas van mal, y es muy hábil haciendo hechizos mágicos y pociones sin gluten. Es el papá de todos los pitufos de la aldea (menos de Pitufina).  Tiene 546 años.

Pitufo Filósofo – Se asume a sí mismo como el cerebro de la aldea, el pensador. Es un experto en todo; sin embargo, se equivoca casi en todas las ocasiones. Puede distinguirse de los demás pitufos gracias a sus gafas, ya que es sumamente miope. Es aprendiz y ayudante de Papá Pitufo en su laboratorio, en donde investiga frecuentemente, ingredientes sin gluten, que puedan ser utilizados en la cocina, para elaborar más ricos platos, por Pitufo Cocinero, siempre, eso sí, bajo la supervisión de Papá Pitufo. 

Pitufo Fortachón Es el más fuerte todos Los Pitufos. Tiene un corazón tatuado en uno de sus brazos y es un activo deportista cuya actividad favorita es el levantamiento de pesas. Está enamorado de Pitufina como todos los pitufos. Odia a Filósofo porque siempre quiere ir a las expediciones. Es muy rudo. Para estar así de sano y fuerte, lleva a rajatabla la dieta sin gluten, y no se la salta jamás.

Pitufo Vanidoso – Es un pitufo elegante, la mayoría del tiempo viste llevando una flor en su gorro. Sostiene a menudo un espejo de mano que mira fijamente en su reflejo (narcisismo) y que lo besa con frecuencia. Se cree el más bello de los pitufos. Es el mejor amigo de Pitufina y también está enamorado de ella, claro que no la aprecia tanto como él se aprecia a si mismo. Le encanta su color de piel amarillo-dorado, fruto de su alimentación sin gluten. 

Pitufo BromistaEs un pitufo celíaco alegre, al que le gusta hacerle bromas a otros pitufos. Casi siempre usa el mismo truco: regalos envueltos en amarillo y rojo, que ofrece a sus víctimas diciéndoles: “¡Te tengo una sorpresita!”. La sorpresa realmente tiene un petardo, que cuando la víctima abre el paquete, explota echando un humo negro que llena la cara (o el cuerpo completo, según la magnitud de la explosión) del engañado en cuestión.

¿Os ha gustado esta visión “pitufa” de la Enfermedad Celíaca?. Espero que si :-).

Como siempre os digo, compartir es difundir, pero hoy cambio un poco, y me apetece deciros, ¿Pitufáis? :-)

Un abrazo a todos, y gracias por vuestra colaboración,

Ángeles